moquetas y alfombras

Vestir los suelos de una vivienda con moquetas y alfombras era muy habitual hace unos años, un símbolo de elegancia y buen gusto. Con el paso del tiempo han llegado al mercado nuevas soluciones para pavimentos, es el caso de la tarima flotante, pero lo cierto es que no ha supuesto el fin de los elementos textiles. Lo más habitual no es que todos los suelos de una casa tengan moqueta, pero un recurso muy adecuado es combinar diferentes tipos de suelo en cada estancia para crear espacios más confortables.

Desde Tarimas del Mundo queremos hacer un repaso por las diversas ventajas del uso de revestimientos de interiores a base de elementos textiles:

  1. La oferta es enorme, podemos encontrar una gran cantidad de diseños que nos permiten combinar nuestra elección con el resto de colores y elementos decorativos de la casa. También se puede optar por una gran cantidad de materiales, ya sean fibras vegetales, fibras sintéticas o combinadas. Las moquetas fabricadas con lana son la opción más confortable, pero también la que cuenta con un precio más elevado.
  2. Los suelos de moqueta son la alternativa ideal para las viviendas que se sitúan en zonas frías o húmedas, ya que se trata de un material que funciona muy bien como aislante térmico.
  3. Este tipo de suelos cuenta con diferentes tipos de instalación, algunas pueden colocarse mediante un sencillo sistema para pegar la moqueta al suelo, su instalación no podría ser más sencilla.
  4. La moqueta protege el suelo de la vivienda de agentes externos, como el paso del tiempo, la decoloración o los arañazos propios del uso diario.
  5. Estos textiles son un aliado contra las caídas y resbalones, los textiles favorecen la fricción, resultando mucho más difícil tener cualquier tipo de accidente.

En contrapartida, las moquetas y alfombras son elementos con un mantenimiento complejo, ya que al tratarse de elementos textiles algunas manchas resultan más difíciles de eliminar y es necesario limpiarlas con productos específicos. A pesar de todo, podemos decir que este tipo de suelos es uno de esos clásicos que nunca pasan de moda.